Plan Estratégico

El enfoque de Elkarcredit es integral ya que promueve el enfoque de Desarrollo Endógeno Participativo, pivotando sobre dos ejes: el eje económico, o el de las economías populares; y el eje democrático, definido por la participación ciudadana.

El eje económico se propone inicialmente lograr una seguridad alimentaria, excedentes y capacidad de comercialización, una mejor organización comunitaria y un nuevo papel de la mujer. Se desarrolla según el modelo de las economías populares, basadas en el concepto de libertad individual y social, y donde la propiedad adopta diferentes modalidades organizativas como pueden ser la cooperativa, la autogestión individual o las asociaciones de personas productoras-trabajadoras.

El eje democrático se sustenta en la participación ciudadana, el impulso de redes asociativas y el fortalecimiento de la vida municipal. Este eje se apoya en la convicción de que las democracias frágiles e inciertas necesitan de una sociedad estructurada, con capacidad de respuesta política para concertar y resolver sus conflictos y decidir alternancias de gobierno. Una sociedad participativa que construya la ciudadanía con capacidad de presión, de lucha y sentido crítico.

Hemos avanzado en la definición de los microcréditos como herramienta inserta en el Desarrollo Endógeno Participativo en los países y comunidades que estamos acompañando en el Sur. Entendemos que el Desarrollo Endógeno Participativo sólo es factible si avanza hacia la autosuficiencia potenciando capacidades. En este sentido también hemos de evitar impulsar proyectos que no tengan garantizada una continuidad a largo plazo, particularmente aquellos que no permitan al territorio el uso de sus propios medios para su continuidad. Este enfoque tiene como principio el empoderamiento social lo que significa movilizar los recursos humanos, las comunidades y las organizaciones a fin de que sean ellas quienes identifiquen sus prioridades.